OPERA SELVAGGIA (Wild Opera)

Posted on Posted in discografía

Opera1

Es éste el  título de la primer Obra Discográfica realizada por «Il Laboratorio delle Uova Quadre» (publicada en octubre 2009), que consta de dos partes:
«La FÁBULA del PINQUILLO y de la ISPALLA» y «La AVENTURA del MOCEÑO y del TRENCITO»
Trátase de un viaje en la cara oculta, escondida e incógnita de la Música Andina y de la historia de «Trencito de los Andes».
Un metafórico viaje subacuático y subterráneo en los recesos de aquel extravagante mundo de donde provienen las cosas, las ideas, las intuiciones y también todos los cuentos e historias.

EL PINQUILLO:
“Pinquillo” es una palabra Aymara que significa, genéricamente, flauta.
Sin embargo “esta” flauta presenta en su misma morfología una importante peculiaridad (de origen post-colonial) que la distingue de sus más antiguas hermanas musicales (las Qenas), cuya embocadura es un simple bisel, practicado en una de las extremidades del tubo.
La peculiaridad en argumento consiste en la presencia de una boquilla “hecha y derecha” -con su “ventana”, “tapa” y todas las mañas del caso- en lugar del bisel.

¿Pero por qué esta característica, aparentemente banal, llegaría a ser tan importante?
Pues, porque los Indios -que no conocían la boquilla- al verla y escucharla se enamoraron perdidamente de ella… a tal punto que, hoy en día, todas las flautas “Modernas” del acerbo musical Aymara tienen su “boquilla”, conformando así la familia más grande de aerófonos andinos.

Desde luego estas nuevas flautas -provistas de boquilla- diéronse rápidamente un repertorio propio, conquistando musicalmente la mitad del año Aymara: el llamado “Año Húmedo” o Jallu Pacha… La temporada de las lluvias, cuando el invisible trabajo de las semillas culmina con el brotar de las primicias y se celebra la más popular de las fiestas andinas: el Carnaval / Anata / Pujllay o Pawqar Raymi.

Así es como la simple vibración de una boquilla, de un Pinquillo, para quiénes conocen dicha división del tiempo y del espacio existencial, evoca inmediatamente su entero cosmos conceptual…
El misterio de los poderes pequeños y de los seres invisibles… Los secretos celados por las criaturas acuáticas y los encantos del “Mundo de Abajo”… El peligroso dominio de las infinitas posibilidades aún no manifiestas.
No en vano “Pinquillo” es también un eufemismo: una graciosa manera de aludir al sexo masculino!
Uniéndo indisolublemente esta flauta a la penetración, indispensable en cualquier fecundación y consiguiente renacer.

LA ISPALLA:
La “Ispalla” no es “algo”: es un ser Inmaterial… La Ispalla es mujer, y la Pinquillada es su Música preferida.
Ella es la entidad mágica que rige, activa y aguarda el misterio de dicha fecundación.

EL MOCEÑO:
Sin lugar a duda el “Moceño” es la más completa y compleja evolución del “Pinquillo”.
Querido Lector, no encontrarás ningún otro instrumento musical en el cual es más difícil establecer qué es justo y qué no lo es! Entonces… ¿Como acercarlo?
No en vano los numerosos músicos No-Aymaras que, en el transcurso de los años, Pretendieron tañerlo se vieron obligados en modificarlo estructuralmente, perdiendo fatalmente así su identidad tímbrica y musical.
¡Es que sus propios creadores aún están descubriéndolo! Conociendo sus sorprendentes potencialidades.

De hecho su principal cifra es el “Impedimento”… el “Imposible”.
Pues, es éste un Instrumento absolutamente hermético e inaprensible… La última delicia para «Trencito»!

EL TRENCITO:
Un Sueño Andino que decidió morir para tornarse realidad.

Il Laboratorio delle Uova Quadre

Opera 2

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *